Magnífica visita a Pierre Bourée & Fils en Gevrey-Chambertin (II): Pinot Noir clásica

Si los blancos nos dejaron un buen sabor de boca, los tintos supusieron un disfrute realmente alucinante para los que nos gusta este estilo de Pinot Noir clásica, con poco aporte de madera nueva, raspón en casi todas sus elaboraciones, austeridad, largo recorrido en su envejecimiento, etc. Son éstas algunas señas de identidad de esta antigua casa…y ¡nos gustan!

Todos los 2011 se probaron de barrica por lo que algunos vinos aparecieron con algo de reducción pero viendo más allá en la cata y con cierta aireación los vinos ofrecen un perfil realmente delicioso de sus respectivas zonas. Estamos en sus fases iniciales y habrá que seguir su evolución.

Comensamos con un delicioso y sombrío Pernand Vergelesses 2011. Zona más sombría que otras, nos ofrece un tinto realmente cañero, con cierta dureza en estos estadíos iniciales pero sin llegar a las molestias tánicas de otras latitudes. Buen recorrido por la boca y una nariz algo reducida ahora mismo.

Muy seductora la nariz de violetas del Volnay 2011, con matices especiados leves y una gran sutileza en la boca. Totalmente diferente al anterior. Eso es lo bonito ¿no?

Con más madera en nariz y en boca y más matices de fruta negra se presentaba el Pommard 2011 en nuestras copas, aunque enorme me pareció la profundidad del Pommard 1erCru “Epenots” 2011. Era como subir un escalón con bastante pendiente . Pronto pasamos a la terrosidad, estructura  y comportamiento deliciosamente  tánico del Beaune 1erCru “Epenottes” 2011 mostrando cómo esta zona lindando con Pommard ofrece unos perfiles de vinos más “duros” que otras zonas de esta localidad borgoñona.

Probamos dos vinos de dos barricas que eran simple curiosidades ya que serían para los Hospices de Beaune: un Auxey-Duresses 2011  y un Beaune 1erCru “Greves” 2011. Curiosamente me gustó más el primero ya que el segundo era demasiado “heavy metal” para mis encías. Creo que en este vino se habían pasado de frenada…

Abandonábamos la Côte de Beaune tinta y nos metíamos ya de pleno en la Côte de Nuits con un austero y algo apagado Côte de Nuits Villages 2011 pero pronto subiríamos de revoluciones con un enorme Fixin 2011. El cómo ha subido la calidad de este vino en los últimos años es realmente admirable y creo que a día de hoy es uno de los vinos de esta AOC que ofrece un perfil  más serio en la copa. Muy firme y complejo. Delicioso.

Algo durete se mostraba el Gevrey-Chambertin 2011 pero no por ello nos desagradó y francamente emocionante, de nuevo, el Gevrey-Chambertin “Clos de la Justice” 2011. Perfil robusto, muy Gevrey, cárnico, frutas negras, como bacon ahumado, flores secas en sus matices olgativos, y con una boca larga, estructurada, potente y elegante. Gran vino.

El Gevrey-Chambertin 1erCru “Champeaux” 2011 mostraba un perfil más ahumado y menos afrutado en estos momentos. Siendo uno de los Premiers Crus que más me seduce el resultado mostraba al vino un poco dominado por el sulfuroso y con cierta dificultad para ver detrás. En la boca muestra enorme potencia y robustez. Pendiente de afinarse aún si se compara con el Gevrey-Chambertin 1erCru “Cazetiers” 2011. Mucho más sutil, fino, delicado…

Me encanta es naariz floral y elegante del Charmes-Chambertin Grand Cru 2011 y cómo evoluciona en la copa hacia matices frutales, tostados suaves, trufa, hongos…Delicioso. Y con más de todo apareció el Chambertin Grand Cru 2011 de su única barrica. Al meterlo en la boca se hizo el silencio con la gente que estaba a mi alrededor…te la llena, te va poco a poco mostrando los pasos y al tragarlo es enorme. Muy disfrutable este gran vino. ¡Gracias!

Dos detalles de forma casi recién vendimida: Gevrey-Chambertin “Clos de la Justice” 2012 y Chambertin Grand Cru 2012. Gracias por dejarnos probar estos vinos en este estado de tanta potencia frutal. ¡Una experiencia!

Fenomenal un viejo amigo que nos cautivó en les Grand Jours: Gevrey-Chambertin 2010. Clásico, puro, transparente, largo…fiel reflejo de lo que es.

Y terminamos con un Gevrey-Chambertin 1erCru “Lavaux St. Jacques” 2004 sin rastros de mariquitas ni de ningún tipo de verdor y que estaba francamente bueno.

Como ven, un amplio recorrido de pura diversión y con una nota común de clasicismo que a mi personalmente me seduce mucho.

Gracias a la familia por el trato que nos dieron. Inolvidable.

Próxima parada: Chassagne-Montrachet y los vinos blancos de Michel Niellon.

Un saludo y ¡Feliz 2013 a todo el mundo! ¡Qué podamos seguir disfrutando de esta enorme zona!

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Domaines & Bodegas. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Magnífica visita a Pierre Bourée & Fils en Gevrey-Chambertin (II): Pinot Noir clásica

  1. Hace unos días abrimos un Gevrey-Chambertin “Clos de la Justice” 2008 y está realmente espectacular. Elegante, sedoso, sutil, con ese toque de flores secas y a la vez con toques de fruta, apuntes terrosos y largo, largo. Muy disfrutable. Gracias, majetón ;).

  2. borgovinsl dijo:

    Gracias a ti y me alegro que lo disfrutaras. Es un vinazo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s